LAS VIOLENCIAS PONEN EN RIESGO TU VIDA Y LA DE TODAS LAS MUJERES.

El FEMINICIDIO ES LA FORMA MÁS EXTREMA DE VIOLENCIA QUE PUEDES SUFRIR

 

Las violencias en tu contra pueden causarte daño, sufrimiento o incluso la muerte.

Las violencias se manifiestan a través de diferentes formas:

Violencia física. Golpes, empujones, quemaduras o ataques con armas, objetos o ácidos.

Violencia psicológica. Insultos, humillaciones, chantajes, descalificaciones, burlas, amenazas contra tu vida propia, la de tus hijos, hijas u otros integrantes de tu familia, celos extremos o intentos de control.

Violencia sexual. Manoseos, acoso, relaciones o actos sexuales en contra de tu voluntad.

violencia económica. Limitaciones y controles para el uso del dinero, destrucción de instrumentos de trabajo, prohibiciones para el uso de tus pertenencias y documentos personales, entre otros.

Estas formas de violencias se pueden dar en los espacios familiares, en las relaciones de pareja o expareja, en el trabajo, en los centros educativos, de entretenimiento, en la calle o en medios de transporte.